Menú

La subsecretaria de Comercio Exterior de la Secretaría de Economía, Luz María de la Mora, dijo que que en el marco del Diálogo Económico de Alto Nivel, el país trabaja en coordinación con Estados Unidos en temas como el reposicionamiento de cadenas productivas en sectores como semiconductores, productos del sector farmacéutico, medicamentos, productos del sector automotriz, minerales y también en el sector aeroespacial.

Al cierre de este 2021, México prevé captar 35,000 millones de dólares de Inversión Extranjera Directa (IED), y en los próximos tres años la Secretaría de Economía (SE) apostará al encadenamiento productivo y al desarrollo de proveedores para fortalecer el crecimiento económico del país, dijo a El Economista, la subsecretaria de Comercio Exterior de esta dependencia federal, Luz María de la Mora.

“México es una economía vinculada al mercado de América del Norte, vinculada a las cadenas de proveeduría. América del Norte está replanteando las cadenas productivas, nosotros estamos buscando integrar más pequeñas y medianas empresas a las cadenas de proveeduría y nos estamos beneficiando del replanteamiento de algunas inversiones que vienen de Asia a América del Norte y hacia México”, precisó.

     
Indicó que en el marco del Diálogo Económico de Alto Nivel, México trabaja en coordinación con Estados Unidos en temas como el reposicionamiento de cadenas productivas en sectores como semiconductores, productos del sector farmacéutico, medicamentos, productos del sector automotriz, minerales y también en el sector aeroespacial.

“Sí hemos visto que el trabajo que podemos hacer con Estados Unidos en el marco del Diálogo Económico de Alto de Nivel con el sector productivo y con la academia, nos va a permitir hacer de México y de la región un sitio en donde las cadenas productivas puedan ser más resilientes, más competitivas, más efectivas, más eficientes, sin aislarnos del mundo, pero sí hacer cadenas de valor en donde seamos menos vulnerables como se ha demostrado en la pandemia”, destacó De la Mora.

Cadena agave-tequila

La subsecretaria de Comercio Exterior destacó “la historia de éxito” de la cadena agave-tequila en el sector agroindustrial, como “una cadena productiva ejemplar” que representa más de 2,300 millones de dólares de exportaciones y beneficia a los diferentes sectores, desde pequeños productores de agave, destilerías de todos tamaños, hasta comercializadores y exportadores que pueden llegar a ser grandes compañías multinacionales.

“Esto es una muestra de cómo en México sí podemos trabajar en la integración de cadenas productivas que beneficien de manera concreta a las personas que participan en toda la cadena”.

De acuerdo con datos del Consejo Regulador del Tequila (CRT), la agroindustria tequilera aporta más de 6,500 millones de pesos, sólo de un impuesto, el IEPS (Impuesto Especial sobre Producción y Servicios).

Fuente: El Economista.

Subir ⇑